IRSE AL FIN

Irse como el viento
desolado sin tiempo,
rasgar el velo
y ver las luces
que caen dislocadas

en medio del comienzo.
Despertar sin dormir
soñar sin creer,
buscando un cielo azul
que clarifique
que motive.
Desenterrar la esperanza
buscando hacer
aquello que debemos,
coraje y amor
definición y voluntad.
Irse sin preguntas
irse tratando de lograr
el porqué de la marcha,
no mirar el presente
no ver el ayer,
solo irse en un día claro
pleno de sol e ilusiones.
Comenzar aquello
dejado o no, en su comienzo
sin palabras ni reproches.
Irse con la brisa suave
con las aves blancas
con los ojos puros
y el alma luchando.
Conseguir un lugar en el corazón
un espacio en la vida
regresando luego
al nido antiguo donde aún hay vida.

Alessandrini María del Rosario


Comentarios

  1. Irse y volver, siempre que haya un lugar en tu corazón para aquello que dejaste. Buen poema y feliz fin de semana.

    mariarosa

    ResponderEliminar
  2. DE tu lírico poema, asumo que no hay un irse definitivo. Siempre se regresa al lugar de nacencia. UN abrazo. carlos

    ResponderEliminar
  3. Por más vueltas que demos, siempre volvemos al mismo sitio que es el lugar de nuestro corazón.
    Un beso.

    ResponderEliminar
  4. "Marcharse para volver..."
    Un abrazo.

    ResponderEliminar
  5. Mi querida amiga.

    En varias ocasiones dormitó pero no duermo y he aprendido a aceptarlo y no sentirme mál durante el día.

    Abrazo especialísimo.

    ResponderEliminar
  6. Uno aprende a reconstruirse permanentemente
    y seguir adelante en búsqueda de lo que valioso es
    e importa...

    ResponderEliminar

Publicar un comentario

Entradas populares de este blog

DESTINO

LATIDOS

CALLAR