ENERGÍA

La energía de aquello de lo que hablo no existe, solo es un encantamiento que pronto llegara a su fin; los privilegios se cierran fáciles, y en cada boca hay un cangrejo fumándose el estómago del pobre hambriento, que busca y rebusca en la basura su jornal.
Podemos ganar premios, participando de la dejadez humana, podemos ser nobles envueltos en papel de seda; pero nunca se sabrá como elegimos ser lo que somos; las condiciones temporales seguirán por un tiempo hasta que se parta la torta gusaneada, y cada gusano dispare por la senda más cercana a esconderse del poderío que intensamente recorrerán los caminos hasta alcanzarlos pisándolos en un rincón con alevosía.
Aquello no es real, es solo una gran cáscara mezclada con mermeladas de varias especies y colores, los resultados están a la vista, las diferencias se tocan, se palpan y aflora el odio e impacta deshojando mariposas, y escachando esas historias contadas al revés sin prejuicio, ni orden.
Que es lo que la energía nos presenta, donde podemos ver ese mapa bien reglamentado, líneas finamente delicadas, sin cruces desprolijos; no hay posibilidad en este entuerto, no se puede compartir ni con el viento del oeste, ni con la fractura lunar, probablemente el capitán de aquel extraño equipo, se estresó en medio de pacífico, hundió su barco, y las margaritas territoriales, no se distinguen en medio de la basura que trae el viento de los pobres.
Nada es verdad, ni el silencio del ave fénix, ni la suculenta comida del rey león, todo se extingue en la niebla del desamor entre hermanos generacionales.

No busquen más fósiles, ya tenemos montones de ello sin quemar, debemos movilizar las piedras hacer una gran hoguera para descartar la basura en su holló encendido, y que su ceniza se deteriore entre la brisa, dejándola adherida a los que aún no comprendieron cuál será su fin.

Queridos lectores, quizás está muy cerrado el texto, y puede que sin querer lo dejara así, creyendo que todos deberían pensar como yo.
Hablo de la energía humana, que injustamente envanecida dispara sin razón para cualquier lado sin encontrar lo que busca, el alma, el espíritu que está muy alejado de lo material.

Comentarios

  1. Estoy maravillada del texto que has escrito de un tirón, que fluía por sí mismo como una corriente avasalladora del pensamiento, igual que se escribe cuando se abraza el surrealismo y se deja fluir el pensamiento sin que dé tiempo ni a pensar ni a hilvanar lo que se dice. Me ha parecido uno de los textos más interesantes de los que he leído en estos últimos días.

    Sea consciente o inconsciente, eso no importa. Ha resultado interesantísimo y muy original. Un abrazo. Franziska

    ResponderEliminar
  2. Lamentablemente nos imbuimos a diario en ese verdad o lo que nos hace sentir o pensar el muestreo de la vivencia del hombre en el Planeta, desde todas sus aristas, por todo el orbe...

    parece que de pronto todo esta dirigido por la sinrazón...no es para sentirse optimista
    menos tener una visión más pristina de todo ...a pesar que la belleza está a cada paso de nuestro andar...

    somos responsables cada quien a nuestra manera de todo lo que nos ocurre...de lo que soportamos...
    por la que nos la jugamos cada día...
    si comprendemos el propósito real de lo que son los valores
    que se supone enaltecen a esta sociedad humana...

    aún así , soy ilusa quizás, pero comprendo algo
    cuando también se dice que de la peor miseria brota la mejor y brillante luz...

    te dejo un abrazo.

    ResponderEliminar
  3. Te has dejado ir.
    Ha sido como ver tu cerebro por dentro.
    Me ha parecido muy interesante.

    Besos.

    ResponderEliminar

Publicar un comentario

Entradas populares de este blog

DESTINO

LATIDOS

CALLAR